DESCUBREN COMO SE CONTROLA UN MECANISMO FUNDAMENTAL PARA LA VIDA. LA AVERSIÓN A ALTAS COCENTRACIONES DE SAL.

La lengua tiene distintos receptores celulares para diferenciar los 5 sabores básicos; dulce, umami, salado, amargo, y ácido. Entre ellos hay dos grupos bien distintos; los aversivos como serían los sabores ácidos y amargos, y los sabores atractivos como serían los sabores dulces y el umami. El sabor salado tiene su grupo aparte en el sentido de que el aumento de su concentración transforma un estímulo atractivo en uno aversivo. En consecuencia, existe un equilibrio entre los sabores aversivos Leer más [+]