LA CAMBIANTE ERRADICACIÓN DE LA MALARIA: NUEVAS ESTRATEGIAS Y NUEVOS RETOS.

Durante la última década, los grandes esfuerzos enconómicos para el control de la malaria han salvado muchas vidas. Este hecho la reducido significativamente la morbilidad y mortalidad de la enfermedad. La OMS estima que entre el 2000 y el 2010, la incidencia global de la malaria se redujo en un 17% y las tasas de mortalidad por la malaria se redujo en un 26%. Aunque la mayoría de las inversiones y los esfuerzos se han dirigido a países con una alta carga palúdica, también son impresionantes los logros alcanzados en los países donde se esta intentando erradicarla, incluyendo en el sur de África, de Centroamérica, de Asia central, y la región de Asia-Pacífico.  Es muy importante recalcar que en los últimos 5 años, más países han sido certificados como libres de malaria: Armenia, Marruecos, Turkmenistán y los Emiratos Arabes Unidos-que en los últimos 25 años contados en su globalidad.

Como se ha expresado anteriormente, entre el 2000 y 2010 se ha logrado un éxito notable en la reducción de la carga de la malaria entre países donde la malaria es prevalente. Como resultado, la epidemiología de la malaria en estos lugares se ha vuelto más compleja. La malaria cada vez se importa más, causada por el Plasmodium vivax en entornos fuera de la África subsahariana, y agrupada en pequeñas áreas geográficas o agrupada demográficamente en subpoblaciones, que a menudo son hombres en su mayoría adultos, con características geográficas y de riesgo del comportamiento compartido. El cambio en las poblaciones más expuestas al paludismo plantea cuestiones importantes para estos países donde esta cambiando la malaria, ya que las intervenciones de control tradicionales seguramente serán menos eficaces. Las estrategias para la eliminación de la malaria deben alinearse con estos cambios a través del desarrollo y la adopción de estrategias y métodos novedosos.

Conclusiones a las que llega el estudio descrito recientemente en The Lancet por el Dr. Chris Cotter y sus colaboradores del, Global Health Group, de la University of California, San Francisco: Con una reducción del 85% en los casos de malaria entre 2000 y 2010, los 34 países donde la malaria se ha erradicado se han hecho un enorme progreso hacia su eliminación total. Sin embargo, las estrategias que atiendan los factores cambiantes epidemiologicos, y muy específicamente, el incremento de las infecciones de las especies no falciparum, en los hombres adultos, a partir de la transmisión y la importación de la migración, y en lugares de difícil de acceso es necesario desarrollar nuevas estrategias para su control.